domingo, 29 de julio de 2012

CRISIS Y DESPROPÓSITOS II

"El PP se desploma por el malestar de sus votantes ante los recortes". Es el titular de una noticia, publicada hoy en la portada de un diario de tirada nacional, que explica cómo el partido político que rige hoy nuestro destino ha perdido en menos de un mes más de siete puntos en relación a aquellos que dieron su apoyo a los populares en las pasadas elecciones.

No sé si el presidente del Gobierno de España pensaba que no iba a pagar un alto precio por todas las medidas que está tomando. Tampoco tengo conocimientos profundos de macroeconomía como para afirmar o negar que las medidas, absolutamente impopulares, son necesarias para salir de una vez de esta crisis que nos está hundiendo en la miseria.

Lo que está claro es que los recortes en sanidad y educación, la pérdida de la paga extra para los funcionarios, la reducción de prestaciones para los desempleados, la subida del IVA y, en definitiva, la pérdida de derechos que han cercenado el estado del bienestar en nuestro país, van a tener sus consecuencias.

Por el contrario, sigue aumentando el número de desempleados. Dicen el Gobierno que la reforma laboral generará más empleo. De momento, nada de nada. Y sin empleo, la economía no mejora. Y si la economía no mejora, las empresas no venden sus productos. Y si las empresas no venden sus productos, cierran. Y si cierran, aumenta el número de parados. Y si... En fin, ¿para qué seguir?

No quiero extenderme demasiado. El señor Rajoy tiene un problema. Mejor dicho, tiene varios problemas. El primero, su manifiesta incapacidad para comunicar. Y no digo que tenga que suavizar el mensaje. La situación de España es crítica y es mejor que todos seamos conscientes. Pero, en lugar de salir corriendo, en lugar de esconderse de los periodistas, sería mejor que se dirigiera a la nación y contara los porqués de cada una de las medidas.

El segundo gran problema, medidas contra los que más tienen. Y no se trata de expropiar las posesiones de los ricos. Se trata de arrimar el hombro en momentos de absoluta necesidad. ¿Por qué siempre tenemos que pagar los abajo los desmanes de los de arriba?

Y, finalmente, el tercer gran problema es la corrupción de la clase política. No puede ser que una persona elegida por el pueblo para gobernar, se dedique a enriquecerse gracias al cargo que ocupa por designación popular. Eso es robar. Y el ladrón debe ir a la cárcel. Sin ir más lejos, no puede ser que los diputados que tienen casa en Madrid estén cobrando los 1.800€ mensuales en concepto de dietas. ¿Nos toman por tontos?

Al presidente del Gobierno le quedan menos de tres años y medio para sacar a España de la crisis o los votantes lo sacarán de la Moncloa. Aunque ya hay quien hace un símil con el fútbol y dice que Rajoy no se come este año los turrones.


4 comentarios:

  1. Muy bien explicado Jose, pero el Sr.James del FMI, ya expuso, el viernes, que España estaría en caida libre todo el 2013, porque las medidas tomadas por el gobierno iban en buena dirección pero provocaría "el pánico empresarial y comercial" durante un par de años. En resumen, pongamos en órbita a todos los chorizos y que empiezen a trabajar los profesionales...

    Núria

    ResponderEliminar
  2. Sí hombre, ¿y de dónde sacarían la mano de obra barata entonces?.
    Esto ni quieren ni lo van a arreglar, al menos que no se líe gorda. Y mira que la Tasa Tobin y que paguen los impuestos que legalmente les toca lo único que les supondría son unas cuantas rayas de coca y alguna prostituta menos a la semana. Igual ni eso... Y todo para que podamos comer. Pero ¿a quién le importa?

    ResponderEliminar
  3. Josean: Perfecto juicio como siempre y claro en la exposición.

    Núria: Si los ponemos en órbita el cielo será totalmente rojo.

    Anónimo: Efectivamente, pagamos sus vicios y somos sus plusvalias.

    Aunque quieran no me van a hundir estos delincuentes, sólo me siguen robando.

    Domènec

    ResponderEliminar